viernes, 26 de julio de 2013

Bulnes 1.480




Al pequeño Borges no puede habérsele escapado el detalle. Cuando iba con su padre a la casa de Carriego, o ya de muchacho, al heredar la amistad con el poeta. Debe haber visto la oscura casa donde juega una niña, a la vuelta de la calle Honduras,  que en el frente tiene el año de su construcción, 1.899, y dos iniciales: J. B.

En el cuento “El Sur” Juan Dahlmann, su protagonista,  “vio una cifra del Sur (del sur que era suyo)” en ese cuchillo que un gaucho viejo le arrojó a los pies para que pelease en un duelo, teniendo así la dicha de elegir o soñar su muerte.

Quizás el pequeño Borges se haya sorprendido al ver sus datos esenciales en una casa tan cercana a la del poeta Carriego. Tal vez vislumbró una cifra del barrio de Palermo quien, como El Sur, estaba resolviendo un destino.






6 comentarios:

esteban lob dijo...

Una casa hecha en 1899, se me figura más sólida que muchas de aquellas que se construyen hoy en serie y cuyas habitaciones están separadas por insignificantes tabiques, que destruyen el concepto de privacidad.

marichuy dijo...

Esperemos que no se le haya pasado ese detalle al pequeño gran Borges. Ese 1899 no era cualquier número.

Un abrazo, Marcelo. Gracias por el saludo.

MAGAH dijo...

Tal vez...ese que nos deja a cada uno con una respuesta, o con ninguna.

SIL dijo...

Cuánta poesía, cuánta mística en ese sur, que era suyo- que es nuestro-



Le mando un beso, Marcelo.



SIL

El Demiurgo de Hurlingham dijo...

Tal vez haya visto signos, donde otros veían algo trivial, algo olvidable. Incluso tal vez se haya permitido burlarse de esa cualidad, parodiandola en el detective analitico cuyas pistas lo llevan a su muerte. Sin olvidarse de mencionar a las paradojas de Zenón de Elea

siloam dijo...

qué linda! (has visto? como acabo de llegar de mx- hasta vi el estadio azteca x fuera- ya no digo bonito ni "monada", auqnue lo último es de pijerio-barriodesalamnca.madri
....
"Acá esos pitufos azules claramente capitalistas y narcosionistas, no entran. O se entregan pelirrojos (uno cada 3 niños coreanos porque estamos con dificultades financieras) o tiramos una lluvia de misiles en Seúl”jajajajajajajaj, confiesa, q soy sanitaria, que te tomas? o es q te caiste en la marmita como obelix el compa de asterix (comics), como dicen mis amigos q me pasó a mi. muacsss, saleroso
emma