martes, 26 de junio de 2012

No lunas ni estrellas arriba


La imagen me persigue desde siempre. Estoy en un piso alto, muy alto. Una ciudad -que no es la mía- se revela en mil formas de neón, y me quedo observándola a oscuras. Arriba no hay lunas ni estrellas.  Están abajo. Comienza a llover pero las luces de las calles y los edificios persisten, borrosas. Adivino los contornos de la ciudad ajena. Los dibujo en el vidrio empañado. Bajo un poco la música, empieza a ser vencida por  el agua que golpea el ventanal. Camino, gatuno en las sombras, con una taza de café. Quizás me duerma contemplando La Noche. He tenido la fortuna de ser su elegido,  y ahora que las luces vacilan en el horizonte pálido, se recuesta a mi lado.
Alguien dijo que no hay nada más real que lo que uno imagina. Y yo, soy crédulo y paciente.



13 comentarios:

h.j. dijo...

Probablemente serás un "believer"
http://youtu.be/XfuBREMXxts

Anónimo dijo...

Y si... creo lo mismo, alguna vez sera real.O ya lo es y creo que lo imagino?

Iraide dijo...

Una vez que me fui muy muy muy lejos, sentí tanta angustia, tanto miedo, que sólo la noche me devolvía cierta tranquilidad, allá arriba, cuando la miraba a través de los cristales del último piso. La ciudad bullía con el ir y venir de los scotters, las bicicletas, los claxon de los coches y todo parecía más cercano, más familiar... La noche hace que todo se parezca
a otra cosa
parecida...
je

Lena Quimera dijo...

La imagen que vivís, imaginas y después expresas es muy sublime Marcelo. Crédula yo también, al leer tu credo! Saludos!

TORO SALVAJE dijo...

Que envidia de imaginación.
Es muy glamourosa.

Saludos.

BLAS dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
soylauraO dijo...

Buen cambio de perspectiva, lo hace sentirse partícipe o dueño de la noche, al plantarse señor de observar a las estrellas desde arriba.
http://enfugayremolino.blogspot.com.ar/

Angela dijo...

¡Quiero un café en esa habitación!

Reina dijo...

Yo también soy bastante crédula... y muuuuy imaginativa..... ;) jaja

SIL dijo...

Si no convirtiera en real cada instante, cada cosa que imagino, lo real-real-real que no debo imaginar porque me lo choco, me caería encima, con la oscuridad infinita de una Noche sin luna ni estrellas.


Beso


SIL

Gloria Porno dijo...

Crear o morir.
Aquí subiré 3 ó 4 canciones nuevas cada semana, suscríbete!!!:

http://www.youtube.com/channel/UCzeTYtdgoAwqLeFtV05GHgA/videos

Muchísimas gracias. En serio! :) Un besote!

Anónimo dijo...

Además la imaginación no es la puerta de la realidad que uno quiere?
Creo que sí, y la realidad a veces solo es el empeño de nuestra cabeza diciendo todo el tiempo como deben ser las cosas correctamente...
Y tantas veces le hacemos caso a la cabeza sin chistar...

Lena Quimera dijo...

Anónimo la imaginación es, en ciertas ocasiones , mas sublime que la puerta de la mera realidad. Es también un mágico laberinto de la ordinaria cotidianidad y un mero instinto que tienen algunas almas para que el día no sea indistinto...