jueves, 29 de enero de 2009

Cosas que nunca dije...(y no sé si diré)

Hay situaciones que uno las espera toda la vida. Y no las busca, porque sabe que se dan espontáneamente o no se dan. En algunos casos, la culpa es de Hollywood, o de los libros, o de cualquiera, menos de uno. Pero uno sabe que jamás ocurrirán. Otras están al alcance de la mano, pero se interpone la maldita procrastinación...:

- Nunca más veré un partido de fútbol. Es un negocio, y encima no se preocupan de que no lo notemos.

- ¡Hola! Te llamo desde el supermercado, quería comprar un par de cervezas. Se me ocurrió que tal vez falte algo más. ¿Es así?

- ¿Adonde vamos? ¿A París o a Nueva York?

- ¿Los ojos azules? Los heredé de mi padre

- ¿Así que acabas de mudarte al piso de arriba? ¡Por supuesto que tengo azúcar!

- O.K. Si no nos queda otra opción, que parezca un accidente.

- Voy a sacar turno para el dentista ahora mismo. No importa que no me duela nada, mejor prevenir...

- No, ¡gracias! Soy vegetariano.

- ¡Puedo ser tu padre...!

- Vodka Martini. Batido, no revuelto.


(La anteúltima, la dije. ¡Y este blog es testigo de eso! pero no la dije en el sentido que aquí le doy.)




14 comentarios:

olhodopombo dijo...

ser indeciso eh tudo.
hoje fui a salvador pela manhã
e quando vi aquele marzão azul
fiquei com vontade de ter asas e voar para dentro dele, de dentro do onibus...

Helena dijo...

Yo también tengo mis frases que tal vez nunca diga, e incluso si se me presenta la ocasión quizás me olvide y diga otra, pero seguro que lo lamentare por siempre... A lo mejor un día te las cuento. Kiss.

esteban lob dijo...

Tiempos modernos:

"Acabo de mudarme al piso de arriba. Por supuesto que tengo... Sacarina (o Nutra Sweet)".

Saludos.

SUSANA dijo...

Jajajajajá! Está buenooooo!
Hay dos cosas de la lista que yo dije: la de los ojos heredados de papá y “Vodka Martini. Batido, no revuelto”, a un mozo-red neck que me miró con suficiencia, pero no atinó a decir que era la vez un millón que una turista se hacía la chica Bond…por la propina.
Saludote Amigo!

marichuy dijo...

Marcelo

Yo si dije y diré algunas:

"No gracias soy vegetariana" (cosa que no soy), cuando me ofrecen pulpos u ostiones, ya que ambos me provocan náuseas... de solo mirarlos.

"Vodka Martini. Batido, no revuelto." Justo cuando vi "Casino Rayale", donde tuvieron la ocurrencia de eliminar esta clásica frase de labios de James Bond.

Saludos

Merche Pallarés dijo...

Yo no he dicho nunca ninguna de tus frases y tampoco sé si las diré... El vodka martini ¿¿batido?? Qué raro... Bueno lo de puedo ser tu madre, sí... Besotes, M.

gloria dijo...

Ahora me encuentro en la tentación de decirte las mías, esas frases que nunca he dicho y que espero decir algún día. Pero precisamente por esto último, porque no pierdo la esperanza, las voy a reservar de momento.
Lo que me sorprende es que no hayas dicho la segunda, por ejemplo, ¡si la dije hasta yo! que odio ir al supermercado... jajaja
Me ha divertido mucho esta entrada, bueno, te digo una que jamás dije:
- Whisky doble, sin hielo.

Muchos besos.

Soledad Sánchez M. dijo...

Una entrada genial. Un poco de repeluz, pensando en las frases, porque cada vez se me viene más a los labios la de "podría ser tu madre" Je,je,je.

Un beso, siempre.

Soledad.

Arcángel Mirón dijo...

Eh... esta escena que contaré es cien por ciento real, y se da siempre:

Mi mamá: Gilda, ¿qué hay que comprar? Voy al supermercado.
Yo: Cerveza.
Mi mamá: ... ¿Y qué mas?
Yo: ah, ni idea.

:)

Merche Pallarés dijo...

Y hasta puedo ser tu abuela tambien... Besotes, M.

Mariela Torres dijo...

La anteúltima no hay que decirla nunca, yo sé por qué.

Besos.

Selma dijo...

Nunca diría " ¿Los ojos azules? Los heredé de mi padre..." los tenía oscuros muy oscuros... mi Padre.

Un beso, Marcelo.

Disculpa por llegar tarde... ¿Me perdonas?

begoyrafa dijo...

No estaría mal tener que decir un día la de los ojos azúles, pero me parece que mis rasgos son demasiado latinos.
La que seguro que nunca diré es yo ya no leo blogs.
Un abrazo
Rafa

manu dijo...

tengo que decir la última frase alguna vez...sucede que los bares que frecuento....hay cerveza y gracias.

ya sé! en el próximo casorio que me inviten!