jueves, 29 de julio de 2010

Una Vivencia de El Hurgador de Libros

Que los personajes tienen vida propia lo sabe todo el mundo. Es hermoso verlos por allí, sobre todo si "allí" es Buenos Aires, más precisamente el Café de los Angelitos, y el personaje es El Hurgador de Libros. Y si se pasean las almas sensibles de Bernardo Koremblit, Nicolás Olivari, Isidoro Blaisten y Roberto Valenti mientras El Hurgador busca la del Dr. Falcioni, uno toca el cielo con las manos.
Eso es lo que imaginó nuestro amigo Miguel Angel Bruno en su blog "Vivencias" en tres brevísimas entradas que no tienen desperdicio y recomiendo que vean aquí, aquí y aquí.