sábado, 22 de agosto de 2009

Borges 110

“Siempre he sentido que mi destino era ante todo, un destino literario. Es decir, que me sucedían muchas cosas, muchas cosas malas y algunas cosas buenas. Pero yo siempre sabía que todo eso, a la larga, lo convertiría en palabras. Yo trataría transmutar todo en palabras. Sobre todo las cosas malas, ya que la felicidad no necesita ser transmutada. La felicidad es su propio fin”


Pedro Menárdez, el citador de Borges, caminaba por Buenos Aires, decidido a olvidarse por un rato de su maestro. Recordando las eficaces palabras de Yourcenar en “Memorias de Adriano” (“Trajano había llegado a ese momento de la vida, variable para cada hombre, en que el ser humano se abandona a su demonio o a su genio, siguiendo una ley misteriosa que le ordena destruirse o trascenderse") entró al Café Tortoni, territorio de turistas y advenedizos, pero no menos encantador por eso. Para su sorpresa, en el fondo se topó con tres figuras que no alcanzó a distinguir más allá de la eterna e invicta sonrisa de Carlitos:



Ella era Alfonsina Storni y él, un Borges algo vacilante. Buscó Menárdez la mesa más alejada del bullicio, y allí, otra vez, su querido maestro lo observaba desde un busto, esta vez sí, definido y clásico.
- Bueno, don Borges! Hoy parece que es Usted quien me busca


Pero tenía decidido Menárdez pensar en Adriano, así que ganó la calle y caminó un largo rato por el soleado invierno de la Avenida de Mayo. Sin rumbo fijo sus pasos lo llevaron hasta la Plaza del Congreso, y luego siguió por Sáenz Peña hasta la calle México. Un antiguo restaurante le hizo recordar que el breve café del Tortoni había sido la única colación del día. Un almuerzo no le vendría nada mal. Escogió una mesa sobre la ventana que da a la calle México, y un cuadro le llamó la atención:


"Aquí se sentaba Jorge Luis Borges"

El mozo le confirmó que sí, don Borges almorzaba seguido allí, muchas veces con su amigo de la Botica del Angel. Inevitablemente Menárdez escogió la misma mesa, la preferida, regocijado por experimentar por un buen rato una visión del mundo idéntica a la de su querido Borges.

- y ese, es un hecho irrefutable…

Se preguntó cual sería el motivo por el que no él sino Borges, lo estaba buscando. Y recordó que una fecha se aproximaba: el 24 de agosto será el 110° aniversario del nacimiento del escritor. Entonces no dudó más. No podía permitir que Borges fuera por él; él iría por Borges. Pensó a qué lugar podría ir, siendo que ya había pasado por su querido Palermo, por la casa de Carriego, por la antigua Biblioteca Nacional. Y recordó un iniciático empleo de Borges: el del año 37, como “primer ayudante” de la Biblioteca Municipal Miguel Cané. Cuando se quiso acordar, Menárdez ya estaba en la vieja casa de Carlos Calvo 4321


Al ingresar a su empleo asalariado, Borges ya era un autor reconocido en el mundo. Es de imaginar que los bibliotecarios estarían orgullosos de su nuevo compañero de trabajo. Pero no fue así:

"Estuve en la biblioteca durante nueve años. Fueron nueve años de firme infelicidad. En el trabajo, los otros hombres no se interesaban en otra cosa que en las carreras de caballos, en el fútbol, en los cuentos obscenos”
Increíblemente, sus compañeros no sólo no lo reconocían. Tampoco lo conocían:
"Aunque resulte irónico, en esa época yo era un escritor bastante conocido, salvo en la biblioteca. Una vez un compañero encontró en una enciclopedia el nombre de un tal Jorge Luis Borges, y se sorprendió de la coincidencia de nuestros nombres y fechas de nacimiento”

Menárdez le preguntó a la amable empleada de la biblioteca si se podía ver la famosa oficina donde Borges imaginó algunas obras brillantes como “Las Ruinas Circulares
Y así fue que ambos subieron por una estrecha escalera hasta el pequeño, pequeñisimo lugar de trabajo.
- Puedo tomar una foto?
- Digamos que no. Digamos que me distraje…

Menárdez se maravilló con el escritorio. En una vitrina estaba la vieja enciclopedia que refería a un tal Jorge Luis Borges, ese que se llamaba igual que el antiguo empleado de la biblioteca. La biblioteca es pequeña y para escapar del tedio y de la charla fútil de sus compañeros, Borges escribió cosas como La Biblioteca de Babel:

“El universo (que otros llaman la Biblioteca) se compone de un número indefinido, y tal vez infinito, de galerías hexagonales, con vastos pozos de ventilación en el medio, cercados por barandas bajísimas. Desde cualquier hexágono, se ven los pisos inferiores y superiores: interminablemente. La distribución de las galerías es invariable. Veinte anaqueles, a cinco largos anaqueles por lado, cubren todos los lados menos dos; su altura, que es la de los pisos, excede apenas la de un bibliotecario normal”

Dice Borges sobre ese trabajo: “Procuró ser una visión pesadillesca o una magnificación de esa biblioteca municipal, y ciertos detalles en el texto carecen de una significación determinada. La cantidad de libros y anaqueles que mencioné en mi relato fueron literalmente los que tenía a mi alcance. Críticos perspicaces se han preocupado por esas cifras y las han dotado, generosamente, de un significado místico. Tanto La lotería en Babilonia como La muerte y la brújula y Las ruinas circulares fueron escritas, en todo o en parte, robando tiempo a mis horarios allí."

Los mundos de Borges son fantásticos. En la biblioteca sin dudas más pequeña de todas las que conoció, imaginó una tan grande como el universo. El universo (con minúscula) no es otra cosa sino una Biblioteca (con mayúscula)

Menárdez agradeció a la empleada y se marchó. Recordó aquella frase de “Memorias de Adriano” y ésta de Borges:
"Cualquier destino, por largo y complicado que sea, consta en realidad de un solo momento: el momento en que el hombre sabe para siempre quién es"

La tarde caía en Boedo.
..............................................................................

Las fotos fueron tomadas en:

"Café Tortoni" (Av. de Mayo 825)

Restaurante "Lo Rafael" (México 1.501)

Biblioteca Municipal "Miguel Cané" (Carlos Calvo 4319)

Las citas son de "Memorias de Adriano" (Marguerite Yourcenar)

"La Biblioteca de Babel", "Biografía de Tadeo Isidoro Cruz (1829-1874)" y reportajes a Jorge Luis Borges. La cita de apertura de este trabajo son las palabras iniciales del sitio de la Fundación Internacional Jorge Luis Borges.


59 comentarios:

Isabel Estercita Lew dijo...

Marce, hoy estoy especialmente de acuerdo con Borges, y claro que sí con Menárdez


Besoooooooooooo

Estercita

Merche Pallarés dijo...

Qué precioso periplo por esos lugares borgianos. Lo de la Biblioteca, MUY fuerte. ¡Que no le reconocieran! Excelente relato, querido Menardez-Marce. Muchos besotes, M.

SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Magah dijo...

Marcelo, felicite a Menárdez de mi parte, su trabajo es por mas de abnegado y admirable.
Cuando vuelva a encontarse con Alfonsina que me avise, dele?
Es mi sueño conocerla, una pequeña charla con ella.

Una entrada que deja con ganas de mas.

un abrazo grande

MAGAH

Camille Stein dijo...

basta ese solo momento para otorgar sentido a la vida más larga... y también a la más corta

fascinante periplo, Marcelo

un abrazo

Cecilia dijo...

Me encanta la anécdota de la biblioteca. Personas acostumbradas a trajinar libros que no son capaces de detectar la presencia de un escritor entre ellos. Digno de un buen relato.

Lena dijo...

Hoy me enamoré.

Estoy sin aire.

Gracias, Marcelo, por esta joya...por este regalo para los ojos, para la imaginación, para el alma.

Un millón de besos, Ch.P.

Luna dijo...

Me gustó mucho esa comparción entre el uiverso y una Bibblioteca.

Besos

Común dijo...

Hola!!!!!!!
Para una persona común como yo, BORGES es grande, estando halla arriba , me refiero que es lo más, es el maestro entre los maestros para escribir. Un reportaje muy completo con datos que desconocía, gracias por compartir.
Que pases un buen fin de semana junto a tus seres queridos.
Un besote y abrazo de oso.

SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Herman Burmeister dijo...

Interesante artículo Marcelo! Quería agregar, si Ud. me lo permite, que Borges se fue de esa biblioteca al ser ascendido por el peronismo triunfante a "Inspector Municipal de Aves y Huevos", cargo para el que confesó no tener la erudición suficiente, por lo que renunció, para volver como Director de la Biblioteca Nacional en el 55 (los años dicen mucho...)

Muy interesante lo que nos trae mi coterránea Susana y lo dicho por Dios según Pascal. Coincido con ella. Es un hecho irrefutable, Menárdez encontró lo que había hallado ya. Siguiendo con el filósofo francés, creo también con él que "No hay más que dos clases de hombres: los unos justos, y que se creen pecadores; los otros pecadores, que se creen justos" Su personaje cuando cree que peca es justo, como los bárbaros de la cita.
Un saludo desde Villa General belgrano para Ud. y sus brillantes comentaristas, que si me permite y no lo toma a mal, lo completan, lo mejoran.

Steki dijo...

Marce, qué excelente escrito! Inmejorable. Vengo de lo de otro amigo, Miguel Ángel Bruno http://mikelbruno.blogspot.com/ quien también subió un lindo post de Borges.
Estoy maravillada con este post.
Te dejo un beso de fin de semana.
STEKI.

Malvada Bruja del Norte dijo...

Marcelo STOP.

No sé que pasa entre tú y yo STOP.
Pero este verano me leí en gran parte por tu culpa Rayuela. STOP. Y esta semana leí en el diario que un lingüista considera que Borges se anticipó a Internet con su biblioteca de Babel.STOP. Y ahora tú escribes este post. STOP. Esto es serendipia.STOP.

Bezzitos brujos. STOP:

esteban lob dijo...

Hola Marcelo:

Como comprenderás, lo único que reprocho a Borges...es que no le hubiera gustado el fútbol.

A Alfonsina, aparte de su talento, la inmortalizó esa legendaria canción que habla de su camineta, hasta perder voluntariamente la vida en el mar.

Rayuela dijo...

Sos un ídolo,Marcelo.Todo lo tuyo es simplemente genial!

Besos!

ana. dijo...

Marcelo: ¿sabés que "tu menor idea" es también el universo?
Me encanta saber que caminamos por las mismas calles.
Como siempre, Menardez, mi preferido.
Besos

© Reina dijo...

Biblitecas, Marguerite y su "adriano", borges, Menárdez; me encanta tu entrada, de las mejores.

Mil besos y todos tangueros, querido.

"BORGES: Tampoco el olvido. Cuando uno quiere recordar algo, primero tiene que olvidarlo, y luego la memoria lo trae. El sueño es una forma de ese olvido.

:) Reina

Selma dijo...

Está todo dicho.. Chapeau!
Un beso, y gracias por socorrernos.. Ya sabes.

rosalinda dijo...

Inconcientemente no le tengo miedo a Los Sopranos, porque nunca los vi,ojos que no ven ,corazón que no siente ,dicen.. Por eso les anticipo, que a modo de pequeñisimo Homenaje al genial :Borges,Jorge Luis ( asi como esta normalizado el nombre en las Bibliotecas)voy a pegar este excelente texto y su respectivo Link,en una lista de correos de estudiantes de Bibliotecologiá .Un modo de reparación postuma ,desde la parte bibliotecaria. gracias de antemano. besos Vivi

rosalinda dijo...

Inconcientemente no le tengo miedo a Los Sopranos, porque nunca los vi,ojos que no ven ,corazón que no siente ,dicen.. Por eso les anticipo, que a modo de pequeñisimo Homenaje al genial :Borges,Jorge Luis ( asi como esta normalizado el nombre en las Bibliotecas)voy a pegar este excelente texto y su respectivo Link,en una lista de correos de estudiantes de Bibliotecologiá .Un modo de reparación postuma ,desde la parte bibliotecaria. gracias de antemano. besos Vivi

Lechuza dijo...

Debo decir que estoy totalmente sobrepasada por este post. Menárdez se supera a sí mismo, mis respetos para él. No sé si decirlo, pero bueno,: falta darle las gracias a nuestro querido Cortázar la traducción de la Memorias de Adriano que seguramente todos hemos leído. Besos

Ana dijo...

Marcelo, qué placer leerte! Menárdez un capo. Y la menor idea, una vertsatilidad asombrosa. Gracias.
Un besote

Mónica dijo...

Gracias a Menárdez de mi parte, me ha llevado a pasear en la nostalgia... Hasta pude sentir los aromas y los pasos...
Un beso

LaClau dijo...

Querido Marcelo,
Cada visita a La menor idea es un deleite. Hoy, para variar, me perdí en tu música y poderme desaparecer entre los recuerdos de Borges vistos desde tu ventana ha sido mágico.
¡Gracias y mil veces gracias!

adriana rey dijo...

Me encantó el recorrido del tal Menárdez. Podría ser que Borges lo siguiera con el afán de escribir alguna historia, una historia acerca del citador...

Antón de Muros dijo...

Marcelo: compartimos la admiración por J.L.B. y las calles y lugares que, aún hoy, nos hablan de su genio.

Un abrazo.

Antón.

Nera dijo...

Ya es 24, feliz cumpleaños Don Borges.

Richard dijo...

Gracias amigo Marcelo, porque con tu escrito me estas ayudando a conocer a Borges y su universo.
Saludos

El libro una joyita!

en las nubes dijo...

pues si, los novios brindaron mucho!!! doy fe!!!

Haifa dijo...

Feliz cumple Borges!!!

Para cuando un post del maestro Mujica Lainez?

Besos

gloria dijo...

Siempre que aparece Menárdez es especial, siempre nos trae algún paseo, algún viaje inesperado por la vida del gran Borges, y siempre me marcho con un sabor de boca dulce y amargo al tiempo porque una melancolía de la que no sé su origen me invade irremediablemente.
Hoy además, en el aniversario del nacimiento del Poeta, vemos a Menárdez cruzar de Buenos Aires a León, ampliando sus fronteras y llevando sus conocimientos de Borges mucho más allá...
Enhorabuena Marcelo, por varias cosas, pero sobre todo por habernos acercado a tus páginas, de las que ya nunca nos iremos.

(Felicidades Don Jorge Luis Borges, allá donde estés)

RBC dijo...

Que lindo día, recordar es vivir.
Buenísima entrada

Te volveré a visitar.
Abrazoss

SUSANA dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
maracuyá dijo...

...Yo trataría transmutar todo en palabras. Sobre todo las cosas malas, ya que la felicidad no necesita ser transmutada. La felicidad es su propio fin...mata.

Gracias Menárdez, ya tengo el itinerario para mi próxima visita a Buenos Aires...Borges, Carriego, Alfonsina...ayyyy por qué no me distraje en Isla Negra cuando tuve delante el escritorio de Neruda, y todas sus "cositas"...

Y había televisión en el restaurante de México?

Besos

maracuyá dijo...

Ahhhh!!! Felicitaciones por Peatóm!!!

Pilar dijo...

Volver y dar este paseo contradice la vuelta propia, al blog y al tiempo de veraneo que se escapa. A volver así me apuntaría cada día. Qué hermoso post.
Besos, te tiro la china de mi regreso. Muasc

Guillermo Iglesias dijo...

Un amigo, Larsen, ahora distante, quiso durante muchos años tener un encuentro con Borges. Borges murió sin que mi amigo hubiese logrado es propósito. Hace pocos meses, Larsen miraba por tv un documental sobre la vida del maestro: Borges caminaba por la calle Florida. Detrás de él, a pocos pasos, iba el propio Larsen, distraído y ajeno, rumbo a su trabajo.
Dijo haber sentido, primero frustración y después la convicción de que, finalmente, había consumado ese encuentro anhelado.
Me gustó mucho tu página.
Saludos.

Viviana dijo...

Mrce!!! Qué placer!! me ausenté unos días de la blogósfera y no hago más que llevarme lindas sorpresas a mi regreso. Gracias por el paseo. Yo no lo hubiese podido hacer sin vos y la intensidad y color de tus palabras. Un beso

miralunas dijo...

voy a dedicar un largo rato de esta noche a leerte, cronista.
y no le ando yo regalando largos ratos a cualquier quia que ande por la cuadra.


si te lo cruzas al zurdo por ahi, me hacès la gamba de pasarle este mensaje?
tiene que gustarme mas que el detective, para que yo le cuente donde vivo. y nunca vivo en el mismo cotorro. jap jap

Ana dijo...

Marce: me encantó el premio!!! Gracias y como no te vi la cara...lo que más me gustó fue el/la gata/o, linda la yaguareté!
Uf! pusiste 2 imágenes que bueno... Marlon Brando y Bioy Casares..
Un beso grande

SUREANDO dijo...

Algun día tendré que ver esto en vivo.
Eres un genio Marcelo, ha sido maravilloso encontrar tu blog.
Abrazos

La Yaguareté dijo...

Creo que al Zurdo le asustó un poco la mirada, y aquellas historias de mis antepasados...entonces empezó a darme magníficos consejos.

Gracias Marce, lo disfruté y lo estoy disfrutando mucho.

Besos de fierecilla domada.

borraeso dijo...

Deliciosa Yaguareté!!!

A través de maracuyá hace algún tiempo que ando husmeando por aquí. Lo que veo me parece genial.

Hoy tu entrada me motivó a indagar y... ¿te importa que te cite en el mío como fuente de inspiración?

Un beso!

P.D.: Espero no tenérmelas que ver con El Zurdo, no ando muy bien de valentía...

adriana rey dijo...

Volví para decirte que leí los laterales y llegué hasta el testeo. Dejo aquí el comentario esperando ser agraciada con el souvenir prometido, y si no, por lo menos con un entusiasmante
"seguí participando"

Marcelo dijo...

Amigo Menárdez, no estoy tan seguro de que sentarse en la misma mesa lo habilite a imaginar una visión idéntica a la de Borges, porque el tiempo cambia todas las cosas. Ese árbol, esa fachada de la vereda de enfrente no son, no pueden haber sido las mismas que vio su querido Borges...

Aunque pensándolo bien, tal vez debamos darle el beneficio de la duda. Una amiga me sugirió revisitar esto:
"Las cosas se duplican en Tlön; propenden asimismo a borrarse y a perder los detalles cuando los olvida la gente. Es clásico el ejemplo de un umbral que perduró mientras lo visitaba un mendigo y que se perdió de vista a su muerte. A veces unos pájaros, un caballo, han salvado las ruinas de un anfiteatro"

Tal vez su razón de ser, amigo Menárdez, consista en preservar ciertos lugares, ciertas miradas de su querido escritor sentado a la mesa de un antiguo restaurante del barrio de Montserrat y rescatarlos -al menos provisoriamente- de las garras del olvido.

iliamehoy dijo...

y cualquier cosa que diga, va a sonarme a pequeña. Dejo que me abrace la inmensidad de esta entrada rica y deliciosa para ver si de este modo se me pega la belleza.
Una sonrisa

Abisinia dijo...

Hola, Marcelo, en primer lugar gracias por tus comentarios, los recibo con mucha alegría y corro a leerlos.
He ojeado tu blog y me ha gustado mucho, volveré por aquí, ha sido toda una sorpresa.
Un saludo y gracias por la visita.

RECOMENZAR dijo...

Tu blog tiene sabor a Buenos Aires
besos

Lao dijo...

Muy buenos los relatos reflexiones y espectaculares las fotos. Ahora...me quedo pensando...la felicidad, esa dama coqueta e inasible por esencia, no puede ser transmutada. Pero sí genera destellos que se transmiten hacia los cuatro vientos, si es que realmente se la tiene; y también se la "tiene" desde las cosas mas simples, como es, haber jugado a la pelota en un potrero alguna vez...Un abrazo y gracias por tus contribuciones!

adriana rey dijo...

Uououououo!! (gritito que hacen los protagonistas de las películas yankis cuando ganan algo)
GRACIAS POR ESTE PREMIO RECIBIDO!
Haber llegado hasta el TESTEO por la VIA LATERAL EN ESTE BLOG, realmente valió la pena, Marcelo! El souvenir lo guardaré en mi corazón, y espero contactarme con otros ganadores prontamente. (quizás podríamos armar un grupo de autoayuda)
Saludos sshh!!

Pilar dijo...

Las repeticiones, al hilo de lo que dices, son un desafío al tiempo, ¿y quién está libre de semejante tentación...?

Pamela dijo...

Feliz cumpleaños al querido Borges, le debemos mucho y tu post está demasiado bueno. Felicitaciones por la publicación en España!!!! abrazos

Mariela Torres dijo...

Es fantástica la idea de que a Borges lo conocieran en todas partes menos en la biblioteca. Totalmente fantástica.

Besos.

El Cronista Libertino dijo...

Felicidades por un triple motivo: por el texto sobre Borges, por hablar de una hermosa profesión que conozco bien y por esa maravillosa música de fondo.

Pedro Incio Piñeiro dijo...

Una joya la foto del escritorio
Pedro